diumenge, 3 de juliol de 2022

Viaje a Noruega y sus fiordos

Vista del parque Vigeland de Osla

Viajar a Noruega es una de las cosas más maravillosas que he hecho, os lo recomiendo. La capital es Oslo que tiene, según nos han dicho, 500.000 habitantes y tienen la religión luterana. Su Rey actual es Harald V. Nos explicaron mucha historia de este país. Tiene una gran cantidad de ciudades con nombre muy difíciles de pronunciar como por ejemplo Bergen, Trondeim, Stanvanger, etc, etc.

Imagen de un barco Viquingo en acción.

Los Vikingos son los antiguos habitantes de los cuales nos enseñaron varias cosas, entre ellas las barcas vikingas. Ellos fueron los que en el año 844 saquearon Sevilla y según nos dijeron las naves vikingas podían transportarse por tierra, de un sitio a otro, con troncos rodantes.

En los montes de Noruega,
todavía quedan algunos ciervos i renos.

Otra cosa que me maravilló fue la gran cantidad de bosques que vimos, los había de coníferas, abedules, etc, etc. i la posibilidad de ver animales cornudos

Plato típico de filete de ballena,
acompañado de un buen vino.

Y lo que comimos?, todo era a base de productos de allí, una alimentación muy propia, nos sacaban bacalao, salmón, ballena… y un montón de carne como carne de cordero, cabra, pollo, etc.

Cuadro de el "Grito".

En Oslo visitamos las obres del pintor  Edward Munch que estan en el museu que lleva su nombre, y entre ellas admiramos el célebre cuadro del "Grito"

Una de las múltiples estatuas de Vigeland
i que son muy difíciles de fotogarfiar.

También hay que citar al escultor Gustav Vigeland, un escultor, según nos dijeron, que al morir dejó todas sus obras a su pais, especializado en cuerpos humanos desnudos hechos de piedra más bronce y hierro fundido, que  estan en el Parque Vigeland de Oslo 

Espectácular mirador del Púlpito
 de dificel acceso a pié y sin protección,
y aunque algunos de nuestra edad acceden,
no es lo más recomendable.

Si me pongo a hablar de los Fiordos Noruegos no terminaría, son impresionantes, llenos de agua salada entre rocas de gran altura, entre ellos el más famoso “El Púlpito” en una roca vertical de 600 metros de altura.

Aquí vemos un crucero de varios pisos 
pasando por un estrcho fiordo.

Visitamos gran cantidad de fiordos y los recorrimos en Ferris, pudiendo apreciar la cantidad de cascadas que caían sobre ellos y algunos Glaciares espectaculares que se habían formado durante el transcurso de miles de años.

Un Glaciar, con su clàsico color azulado,
desenbocando en un lago.

Para finalizar también nos impresionó mucho la gran cantidad de túneles que recorrimos bajo el nivel del mar, a una profundidad muy variada, siendo la más profunda a 260 metros bajo el nivel del mar.

Ya no continuo, sinó no pararía. Ha sido una maravilla.

OS LO RECOMIENDO.

Algo muy importante - SIEMPRE ERA DE DÍA – Las 24 horas

Mary Luz